09 mayo 2008

Despierto: fallo en la anestesia

El thriller Despierto (Awake), estrenado hace unos pocos meses, trataba de un enfermo operado del corazón que recobraba la conciencia durante la intervención quirúrgica. El que la anestesia falle y origine lo que en la jerga médica se conoce como un despertar intraoperatorio es, por razones fácilmente comprensibles, una de las mayores pesadillas de quien va a sufrir una operación. La primera vez que vi algo del estilo fue en uno de los capítulos de Nip Tuck, en el que una de las pacientes era plenamente consciente de estar siendo operada y sufría los atroces dolores del bisturí encontrándose completamente paralizada e incapaz de reaccionar. Pensé que se trataba de una más de las tramas delirantes de esta enloquecida (y genial) serie pero tras ver que la misma idea se repetía en la película he querido documentarme acerca de esta escalofriante posibilidad.

Pues efectivamente se estima que algo más de uno de cada mil pacientes se despiertan mientras están siendo operados con anestesia general y son capaces al recobrar la consciencia de recordar detalles de la operación y conversaciones del equipo médico. Afortunadamente, en la mayoría de casos de awareness, como se denomina este fenómeno en inglés, el despertar no es total y el paciente sólo percibe vagamente algunos sonidos y voces. No es extraño que la consciencia auditiva sea la que más fácilmente se recupera porque también es el oído el primer sentido que se despierta cuando ceden los efectos de la anestesia después de la operación. Menos frecuente es que el paciente sea plenamente consciente y note lo que están haciendo con su cuerpo y aún en estos casos normalmente no existe sensación dolorosa, puesto que junto con los músculos las terminaciones nerviosas capaces de producir dolor están inactivas. Sí existe una minoría de casos en los que la anestesia mantiene los músculos paralizados pero no los nervios y el paciente siente un dolor que no es de extrañar que le cause un importante estrés en el postoperatorio.

Es en las operaciones de corazón donde se produce una mayor incidencia del despertar intraoperatorio, lo cual representa un acierto de la película. La razón es que, debido a los problemas en la circulación de la sangre que plantea intervenir en el corazón, se tiene que recurrir a dosis más bajas de anestesia. También ocurre con mayor frecuencia el despertar cuando la anestesia se administra por vía intravenosa, resultando más segura su inhalación.

¿Cómo se puede prevenir el despertar intraoperatorio? Es más, ¿cómo se sabe con certeza que el paciente está totalmente dormido y que por lo tanto se le puede operar sin riesgo? Existen ciertos síntomas fisiológicos, como medir la frecuencia cardíaca, el lagrimeo o la sudoración, pero no son del todo seguros. Igual que para identificar la muerte, la certeza sólo nos la puede dar la medición de la actividad cerebral mediante un índice llamado BIS o biespectral que valora la depresión del sistema nervioso a partir de los datos de un encefalograma. Aunque esta técnica ha sido recientemente cuestionada por un estudio, hasta al momento se suponía que daba resultados muy fiables, sobre todo en la anestesia introducida por vía intravenosa, que ya vimos que es la que presenta más riesgo de despertar intraoperatorio.

Me atrevo a añadir por mi cuenta y riesgo que no me fiaría demasiado de estudios hechos en Estados Unidos acerca de pacientes traumatizados por haber sufrido dolor durante sus operaciones, puesto que se trata del país de los picapleitos y, dada la dificultad de demostrar si uno ha sentido dolor o no, puede surgir la tentación de demandar al equipo médico, sobre todo en un país en el que no existe sanidad pública y los pacientes tienen que costearse de su bolsillo estas carísimas intervenciones. Una indemnización por negligencia puede sacar al supuestamente despierto durante la operación y a su familia de muchos apuros económicos. Con esto no digo que los despertares no se produzcan porque los datos así parecen afirmarlo, pero francamente me fiaría más de estadísticas hechas en países donde exista la seguridad social.

16 comentarios:

La navaja en el ojo dijo...

Anda, has hecho el post que te sugerí. Qué ilu. ¿Has visto la peli? Buena no era, pero en lugar de ser la típica mala, se parecía más bien a un capítulo ochentero de "Alfred Hitchcock presenta" o algo así. Te pongo un enlace a este artículo en la crítica.

Dillinger is dead dijo...

Claro, si es que yo hago caso, no como vosotros que seguís sin ver Gotas de agua sobre piedras calientes, entre otras :-) Trapos sucios aparte, en efecto es probable que la idea de la peli viniera de un capítulo de Alfred Hitchcock presenta sobre un individuo que al tener un accidente se quedaba en estado cataléptico y era perfectamente consciente de que lo iban a enterrar vivo sin poder reaccionar.

La navaja en el ojo dijo...

OFF-TOPIC:
Ya te contamos que lo de Gotas de agua es un compló. Montones de veces hemos intentado verla y siempre desaparece. Luego la volvemos a bajar, copiar o lo que sea y, cuando intentamos verla, no está. Pero por lo menos cuatro o cinco veces hemos tenido la intención, lo cual tiene mérito pues en casa siempre preferimos ver series. Es la peli que más veces he tenido la intención de ver. O sea que sí hacemos caso ;).

Fernando dijo...

Yo aun recuerdo la sensación que tuve cuando me quitaron un bulto de grasa en la espalda con anestesia local. Por el sonido de las tijeras cuando cortaba para separar el tejido parecía que me estaba descuartizando pero en realidad apenas era una bolita del tamaño de una nuez sin cascara. No quiero ni pensar lo que puede ser despertar en una operación de corazón y notar como te separan la caja torácica, aunque no duela, debe ser una sensación rara, rara.

Carlos Roque Sánchez dijo...

Hola:
Mi nombre es Carlos Roque Sánchez y escribo desde Sevilla, España.
Os invito a que os paséis por mi blog de divulgación científica.

http://enroquedeciencia.es

Gracias.
Un saludo.

The sea, the sky, the dust dijo...

Tienes un chute de anestesia para mi?

Jimmy dijo...

Hola AMigos les mando un Cordial Saludo desde Guayaquil-Ecuador.

Me puse a revisar un poco y me tope con su tema, Miiren esto me ocurrio a mi exactamente hace 5 años durante mi operacion de Apendicitis, No se realmente cual fue el problema pero a los pocos minutos de la operacion yo "Desperte" es muy dificil de explicarlo, podia escuchar todo a mi alrededor y lo mas imporrtante podia "Sentir" todo lo que me estaban haciendo, lo cual fue terrible para mi ya que el dolor para mi era insoportable y hubo momentos en que Le pedia a Dios que me Matara para no sentir mas eso, hubo momentos en la mesa del quirofano en que yo quize reaccionar el anestesiologo me habria los parpados y yo podia verlo pero trataba de mover los ojos y no podia, para no alargar el comantario apenas terminar ¡on de hacerme Los puntos yo empece a querer respirar y casi me ahogo con el tubo que tenia en la garganta para respirar y me desperte ahi en la mesa del quirofano para decirle a los doctores que estuve despierto todo el Tiempo, Lamentablemente yo tenia 20 años cuando paso esto y nunca se nos ocurrio a mis papas y a mi hacer una demanda por malas practicas a la Clinica donde me paso esto!!! Pero OJO me dijeron que nunca es tarde para pelear por tus derechos y ahora ando en eso....... saludos

Jimmy

ana dijo...

hola
he leido sobre el tema después de ver la pelicula de jesica Alba...no se que pensar, como pronto me operan con anestesia total quiero pensar que es ficción pero quizá tras la operación vuelva a creer en ello.
ojala nunca nos pase a nadie
el tema es interesante ye stoy de acuerdo con el amo del blog en que las estadisticas americanas no son muy de fiar.!!!
un saludo
ana ++valencia++

Dillinger is dead dijo...

El artículo ya indica que los casos de conciencia durante la operación son muy escasos, y aún dentro de ellos, la inmensa mayoría se limitan a recuerdos difusos de restos de conversaciones entre los médicos, supongo que es más frecuente que te toque la lotería que sufrir una experiencia traumática de despertar en el quirófano, así que mucho ánimo, Ana, y que salga todo bien. Un saludo.

Anónimo dijo...

Hola Jimmy:
Soy periodista de Lima- Perú. Estoy investigando casos como el tuyo. Me gustaria conversar contigo. Dame tu teléfono o tu correo.
Escribeme a melipeschiera@hotmail.com

emirvisir dijo...

Hace un tiempo leí una teoría acerca de la anestesia, en la que se afirmaba que la inmensa mayoría de las anestesias permiten que el paciente sienta los dolores de la operación, aunque la memoria de todo ello se olvide igual que uno se olvida de un sueño. ¿Alguien ha leido sobre esto?

ekis dijo...

Hola a todos. Soy estudiante de Medicina. Hoy acabo de ver la pelicula de AWAKE y es una situacion que me llamo mucho la atencion y empece a investigar mas acerca del tema por el internet y me encontre con este blog.
Eh estado ya en varios hospitales, he estado presente en diferentes intervenciones quirurgicas.
Pero creo que el estar consciente durante la anestesia es un caso particularmente de un neurologo, ya que con mis conocimientos puedo decir que al estar anestesiado todo el cuerpo no hay sinapsis de las neuronas hacia el cerebro de senales de dolor ni movimiento en musculos. ni audicion, ni vision. ya que las areas de nuestro cerebro se encargan de eso y no reciben senales sinapticas.
en el caso del despertar intraoperatorio creo que debe ser un problema en el paciente respecto a las interconexiones en sus neuronas o ya sea en sus areas del cerebro. En fin es un caso muy interesante investigare mas ya que en un futuro me dedicare a hacer eso y no quiero que ninguno de mis pacientes sufra de una consciencia a la anestesia.

saludos bye

Dillinger is dead dijo...

Muchas gracias por el comentario, Ekis, y suerte con tus estudios.

Afortunadamente no parece haber mucha evidencia de esa teoría, Emirvisir. Esperemos que no, al menos.

Saludos y gracias por los comentarios.

Glayiu dijo...

Hola a todos, hoy me han dado el alta de una operación de apendicitis y he estado perfectamente consciente durante toda la operación y lo que es peor sintiendo todo el dolor. Este tema es real y muy serio.

diego dijo...

Hola a todos, la pelicula es espectacular, pero se sabe que han ocurrido casos de ese tipo en lo cual quedan como si nada hibiece pasado, pero ahí que ver como una mujer lo envuelve a uno, el engano es de lo peor que pueda haber en la vida, y todo por el cochino dinero, Dios es muy grande y espero que eso no le pase a nadie en el mundo. Gracias ATT: ARMANDO MEDINA ARANGO. Desde colombia mi cell es 3102259653 mi mail es diarmedina@hotmail.com

LOLI P G dijo...

HOLA, ME LLAMO LOLI, ME OPERE DE UNA HERNIA ,QUE SEGUN EL MEDICO ERA INGUINAL,( AL AÑO RESULTO QUE ERA CROAL), BUENO, PUES ME OPERE EN LAS PALMAS DE GRAN CANARIAS, HACE UNOS 15 AÑOS, RECUERDO QUE VINO EL ANESTESISTA ESTABA EL MEDICO DOS ENFERMERAS EL MEDICO ESPERANDO QUE LA ANESTESIA HICIERA EFECTO, CUANDO ME PINCHARON NOTE UN COLOR AMARILLO QUE AVANZABA DESDE LOS PIES HASTA QUE ME LLEGO A LOS OJOS, LO VEIA TODO AMARILLO Y AL FINAL NOTE QUE NO PODIA MOVERME, EL ANESTESISTA LE DIJO AL MEDICO QUE YA ESTABA LISTA,EL MEDICO DIO ORDENES PARA QUEME LIMPIARAN LA ZONA, NOTE EL ALGODON QUE ME LIMPIABAN, Y YO GRITABA O QUERIA GRITARLES PARA QUE NO SIGUIERAN QUE LOS ESTABA ESCUCHANDO , PERO NO PODIA MOVERME, NO ME ESCUCHABAN !!! DIOS MIO!!! FUE HORROROSO, ESCUCHE AL MEDICO PEDIR EL VISTURI Y YO GRITABA Y GRITABA, Y DESPUES, YA NO RECUERDO MAS, MENOS MAL. LO QUE SI QUE ESTUVE CON SOBRESALTOS DURANTE VARIOS DIAS, LA OPERACION ADEMAS FUE UN DESASTRE, PORQUE NO ENCONTRARON NADA EN LA TRIPA, LA BOLSA COMO ELLOS LE LLAMARON, A MI NO ME DIJERON NADA, LO AVERIGUE AL AÑO SIGUIENTE, PERO ESE ES OTRO TEMA. LO CIERTO ES QUE LO PASE FATAL.